Home / La Otra Honduras III Parte / TAMBIÉN EN EL AÑO 1900 SE IBA A TERMINAR EL MUNDO

TAMBIÉN EN EL AÑO 1900 SE IBA A TERMINAR EL MUNDO

Del libro “Obras Selectas” de don Marco Antonio Rosa, rescatamos esta simpática historia de cómo se sintieron nuestros abuelos y bisabuelos con la llegada del siglo XX. 
“En los últimos meses del año 1900, alguna prensa se ocupó de insinuar que ocurrirían desastres inimaginables con motivo del cambio de siglo. Lo raro es que muchas personas a quienes teníamos por serias e ilustradas, afirmaban que el fin del mundo vendría el 31 de diciembre de 1900. El “Diario de Honduras” reprodujo una noticia tomada del periódico “El Pacífico” que se editaba en Choluteca, informando que el cura de El Corpus, en la iglesia de aquel pueblo, había predicado que era necesario ofrecer en sacrificio, como holocausto de fin de siglo, la vida de una mujer, quemándola viva. En la ciudad de Juticalpa, desde las cuatro de la madrugada del 31 de diciembre del referido 1900, el cañón con sus detonaciones, rompió los aires cada media hora. Ya entrada la mañana se inauguró el “Parque de la Cruz”, situado sobre una prominencia cerca de la ciudad. En las iglesias, durante todo el día y parte de la noche hubo misas, cánticos, rogativas, exposiciones al Santísimo, consagración de niños, tedéum, procesiones, repiques, dobles… y muchísimas confesiones. Servicios religiosos similares lleváronse a cabo en varias de las ciudades del interior. Las personas de poca fe se “despedían” de este mundo a su manera. Organizando bailes, quemando pólvora, bebiendo hasta más no poder. Y los hubo quienes, a precio casi regalado, vendieron sus pertenencias antes de verlas perdidas por el “próximo desastre”…otros, los que se creían más talentudos, de esos que abundan por doquiera y que son muy aficionados a lo ajeno, hipotecaron sus haberes, comprometiéndose a pagar intereses hasta de un 20% mensual y para esos gazusas, el desastre vino, no la noche del 31 de diciembre de 1900, sino al correr de los meses de 1901 que se deslizaban serenos, dulces, resplandecientes”…
Cualquier parecido con hechos actuales, es pura coincidencia. Pero ahora, usted también lo sabe.

 

Check Also

UN PEDACITO DE LA TRINIDAD…

Publicación Vista: 916

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Proximamente Honduras en sus Manos - TURISMO

  • Actividades
  • List Item #2
  • List Item #3

Sub- Heading Text Goes here Tease them

A %d blogueros les gusta esto: